ENTREVISTA A MIGUEL CAPPIELLO

Pin It

El Ex Ministro de Salud distribuye su tiempo entre su labor como senador y un intenso trabajo que lleva adelante con decenas de instituciones locales, escuelas, clubes de barrio, centros de jubilados y organizaciones no gubernamentales, con los que colabora en forma permanente.

Después de Lifschitz, Bonfatti y Fein, Cappiello es uno de los dirigentes con mejor imagen en la ciudad. Fue el candidato más votado en Rosario en las elecciones de 2015, con más de 267 mil votos, y hoy mantiene un alto nivel de conocimiento entre los rosarinos.

Vestimenta formal, simpático y sincero, mate en mano, el doctor se toma unos minutos en su intensa agenda y responde a todas las preguntas.

En diálogo con Revista Sociedad, Cappiello señala: “Desde que era estudiante de medicina y después ya como médico recorro la ciudad y conozco la mayoría de sus barrios. Hoy, continúo haciendo lo mismo en mi tarea de senador, no como otros políticos que aparecen solo cuando hay elecciones. Estos últimos meses, encuentro cada vez más gente que me pide trabajo porque no les alcanza para vivir, no pueden llegar a fin de mes”.

“Con 50 % de inflación, el dólar a $ 40, el combustible por las nubes, los aumentos en las tarifas de los servicios que ya son impagables y 35 % de pobres, han destruido el poder adquisitivo de los argentinos”, explica el senador.

El ex ministro fue el responsable de gestionar, tanto en la ciudad como en la provincia, una de las áreas con mejor imagen de la administración socialista, la Salud. “Hola Doc me dicen a veces cuando camino, siento el reconocimiento y el cariño de la gente en la calle. A diario recibo consultas por diversos temas relacionados con la salud y dentro de mis posibilidades ayudo a todos los que puedo”.

Cappiello reflexiona: “La transformación que la gestión socialista ha generado en Rosario es realmente destacable. Con un gran desarrollo en muchas áreas hemos mejorado la ciudad. Hay obras que le han cambiado y beneficiado la calidad de vida a nuestros ciudadanos, como los Centros municipales de distrito, el HECA, hospitales y decenas de centros de atención primaria que le permiten hoy a la ciudad tener uno de los mejores sistemas de salud de la Argentina. Avenidas, calles, parques y plazas. La avenida de la costa y la apertura de toda la zona central al río, con un gran desarrollo inmobiliario, museos, el acuario, espacios verdes y gastronomía”.

“Veo muy bien la gestión del Ing. Miguel Lifschitz, dinámica y con muchas obras en marcha. Tiene más del 60 % de aceptación en la gente y eso es solo porque trabajamos en forma permanente atentos a sus necesidades, y los santafesinos confían en nosotros”.

Cappiello fue duro con la gestión de Mauricio Macri y el Gobierno Nacional: “Cambiemos fue una fuerza política que se presentó como lo nuevo y ha demostrado que sus jóvenes dirigentes no tienen experiencia para gestionar, y además han mantenido los viejos vicios de la política, no hay nada nuevo” y agregó: “En materia económica también han fracasado, todas las obras públicas están paralizadas, de todo lo que han anunciado apenas han cumplido con un 10 %, autopistas, rutas, puentes, escuelas, jardines… lindos anuncios, pero los santafesinos no hemos visto nada de esto. Hasta la obra del monumento a la bandera dejaron pendiente”.

“No estamos solamente ante una situación de crisis económica. Hoy el gobierno nacional pone la mira sobre las obras públicas, subsidios al transporte, incentivo docente, programas de salud. Es decir, sobre el empleo, el transporte, la educación, la salud, todos derechos que siempre han sido y serán defendidos por nuestra gestión”.

El senador opina también sobre la situación del transporte en la ciudad: “Es una situación muy desigual para los rosarinos, siempre hubo discriminación en el reparto de los fondos nacionales para el transporte y el gobierno de Cambiemos continuó con esa política. En 2017, el 95 % de los subsidios al transporte fueron para CABA y provincia de Buenos Aires, por eso en Rosario pagamos el boleto $ 18 y allá lo pagan $ 11. Macri no le pagó la deuda a Santa Fe, le sacó el fondo sojero y ahora le quita estos subsidios, es muy difícil administrar así”.

“El gobernador Miguel Lifschitz y la Intendente Mónica Fein han sabido sortear estas dificultades y evitar que el impacto lo paguen los que menos tienen, pero la situación es cada día más compleja”.

“A diferencia de lo que sucede en el ámbito nacional, la provincia y la ciudad llevan adelante un plan de obras muy importante que le están mejorando la vida a miles de rosarinos en distintos barrios, y esto sucede gracias a la buena administración y gestión de recursos. Son muchísimas las obras que inauguramos en Rosario, 10 avenidas, 27 centros comerciales a cielo abierto, iluminación led con más de 10.000 luminarias nuevas en muchos barrios mejorando las condiciones de seguridad. Arreglamos decenas de plazas y parques. Construimos más de 100 cuadras en el área histórica”.

Sin escapar al tema de la seguridad que ha sido uno de los puntos flojos de la gestión, el dirigente explica: “La situación en materia de seguridad es muy compleja en algunos barrios. En 2015 y 2016 vimos un crecimiento de la violencia derivada del narcotráfico. Esta realidad no es distinta a la que se vive en las ciudades del conurbano bonaerense, en Córdoba o Mendoza. En los 12 años de kirchnerismo prácticamente no hubo control en las fronteras y las bandas se fueron afianzando. Paralelamente las fuerzas federales que dependen de la nación y que son las facultadas para perseguir estos delitos han sido insuficientes, y el accionar de la justicia federal también”.

“Desde el Ministerio de Seguridad Provincial, en estos últimos dos años se ha realizado un intenso trabajo y la situación ha ido mejorando. Tenemos que seguir aumentando la cantidad de efectivos, perfeccionando la instrucción, modernizando la fuerza y el equipamiento e incorporando nuevas tecnologías. Sé que falta mucho por hacer, pero vamos por buen camino”.

“Rosario es una gran ciudad, está linda, pujante, moderna y tiene un gran futuro. Por supuesto que hay áreas para mejorar y que tenemos deudas pendientes, y ahí es donde voy a poner todo mi esfuerzo”, finaliza Cappiello.

Comments are closed.